TX Metronews - шаблон joomla Продвижение

Las mujeres de Asomiflor se toman el poder

En la comunidad de Asomiflor, la vida está cambiando, 25 mujeres que a diario enfrentan el reto de sacar sus hijos adelante hoy cuentan con un certificado de manipulación de alimentos que amplía sus posibilidades económicas, y  sus hijos recibieron amplia formación en higiene y cuidado a la salud enfocado a la prevención de enfermedades.

Grupo de participantes exponiendo los productos elaborados en una sesión del curso/FOTO YERALDILSA GAMBOA SUÁREZ.

Impactar la sociedad mediante la Responsabilidad Social Empresarial es una nueva faceta que las organizaciones han empezado a destacar como importantes en sus agendas.

El programa de Comunicación Social Organizacional de la Universidad Autónoma de Bucaramanga brinda a los estudiantes la oportunidad de impactar una comunidad vulnerable para confirmar, en el mejor de los escenarios, que siempre desde nuestras individualidades podemos sumar a la transformación colectiva y a un país con más oportunidades para todos.

Nuestro campo de acción fue la comunidad Asomiflor, un asentamiento humano ubicado en la vía que del Carmen conduce a Bucarica, Florida. Nuestro público fue la niñez de 7 a 12 años; el objetivo que se fijó estuvo encaminado a emprender acciones que a futuro mejorarán las condiciones de vida de estos niños debido a que su condición de vulnerabilidad es notoria.

Al compartir con los infantes y sus acudientes por un tiempo aproximado de dos meses, se logró elaborar un diagnóstico social mediante diversas actividades, en él se evidenció falencias en todas sus dimensiones especialmente en la económica y en la de organización de la vida cotidiana (alimentación, rutinas de aseo e higiene); sin embargo otro factor importante al que los niños están expuestos es la inseguridad del sector, allí es común ver un panorama de robos, drogadicción y peleas que genera inseguridad en todo el sector, incluso con casos de violaciones.

Teniendo en cuenta el diagnóstico, se planteó una estrategia para el manejo de la vulnerabilidad centrándonos en las dos dimensiones en las que vimos mayor necesidad, así desarrollamos 3 líneas estratégicas:

- Infraestructura: “Formando a las madres creamos un futuro promisorio para los niños de Asomiflor”. En la comunidad el contexto laboral está caracterizado por la inestabilidad en el trabajo de los padres de familia, por eso buscamos establecer escenarios de aprendizaje para las madres. Se creó la relación estratégica entre la comunidad Asomiflor y el SENA logrando matricular y certificar a 25 madres en el curso de Manejo de Alimentos.  Este certificado de alta confiabilidad en el sector alimentario le permite a esta mujeres ampliar su opciones laborales en restaurantes, sitios de ventas de alimentos, fábricas de preparación del productos alimenticios, y también para crear su propia micro empresa o puesto de ventas de comidas.

- Normativa: “Servicio y atención”. Con ésta se logró infundir en las madres de la comunidad Asomiflor, la importancia de las pautas de comportamiento a partir de la praxis de valores éticos y morales aplicados al trabajo y al hogar.

- Formación: “Aprendizajes para la vida”. Nuestro objetivo fue mejorar la calidad de vida de los niños de la comunidad Asomiflor mediante la enseñanza de una práctica adecuada de higiene diaria, ya que se evidenció deficiencia en el cepillado de sus dientes, el baño diario, así como la limpieza de partes importantes de su cuerpo como la cabeza y los oídos.

 

El siguiente es un vídeo que refleja la labor realizada y la comunidad en cuestión, acompáñenos a observar lo maravilloso que puede resultar del trabajo conjunto entre niños, gestores de proyectos y las madres de familia.

yG5cpv3HW_Y">yG5cpv3HW_Y" type="application/x-shockwave-flash" allowfullscreen="true" width="90%" height="344">

 

 

Share
comments